Crimen de Luciana Agüero: la familia cuenta qué pasó y pide Justicia

"No hay pena que nos deje conforme", dijo la hermana de la víctima en las puertas de Tribunales.

Natalia Agüero, hermana de Luciana la joven que falleció a causa de un disparo en 2020, habló del juicio y contó cómo sucedió el fatídico hecho. Pide justicia.

Una pelea «entre chicos», como dijo Natalia, terminó en un «desastre» cuando un disparó impactó contra Luciana, que falleció días después.

El lamentable hecho de violencia ocurrió en barrio Felipe Botta el 8 de agosto de 2020 y tiene un acusado: José Alberto «Pepo» Martínez.

El juicio inició el miércoles 6, continúa este jueves y se espera llegar a los alegatos el viernes, con la sentencia.

Crimen de Luciana Agüero: La noche de la pelea

Según indicó la hermana de la víctima, todo comenzó «porque la hijastra de el vino a pegarle al novio, que estaba en la vereda de mi casa».

En el medio de la pelea, en la que hubo piedrazos y golpes y en la que intervinieron vecinos del lugar, un hombre comenzó a disparar.

El hombre es Martínez, que si bien en un principio negó tener un arma, las imágenes que tenía la fiscal Silvia Maldonado lo ubicaban con la pistola en sus manos.

Ahora el acusado dijo que le dieron el arma y que el no disparó «contra nadie».

«Yo afirmo que es el porque estuve en el momento, ví cuando disparó. Disparó a todos, a mi también», dijo Natalia Agüero a los medios.

Martínez está imputado por homicidio agravado por el uso de arma y homicidio en grado de tentativa.

La primera acusación es por la muerte de Luciana Agüero. La segunda, por disparos que recibió su pareja.

«No sabemos qué le pasó»

Natalia indicó que con el imputado eran conocidos del barrio y que tenían buena relación. «Es más, nos hemos juntado con él», dijo.

También expresó que el hombre y su mujer le compraban ropa que Natalia vendía en su casa.

«No sabemos que le paso en ese momento y porqué atacó así hacia mi hermana, hacia todos», dijo.

La mujer asegura que Martínez es el autor de los disparos. «Lo afirmo porque estuve en el momento, vi cuando disparó», aseguró.

También contó que el hombre culpa a otra persona que no está detenida, «que el dice que le entregó el arma», expresó Natalia.

No hay pena que «nos deje conforme»

Natalia también habló de lo que vive la familia tras el fatal hecho por el que cinco menores quedaron sin su mamá.

Es que con pocos recursos, Natalia quedó a cargo de sus sobrinos. «No es fácil mantener a los chicos y nos cuesta», dijo.

Además, no contaron con el dinero suficiente para presentarse como querellantes en el juicio.

«No teníamos la plata para pagar un abogado y no salía barato», dijo y expresó disconformidad con la manera en la que se manejó la justicia local con la familia.

«Como no tenemos abogado no nos enteramos de nada, no nos avisaron nada. Yo me entero porque le llega la citación a mi papá», contó.

Agregó que sienten «que están investigando pero no es la manera de tratarnos, cuando el asesino está en frente de nosotros».

Respecto al descenlace del juicio, que esperan terminar el viernes 8 para que no se interponga la feria judicial, dijo que esperan Justicia pero lamentó que «no hay pena que nos deje conforme».

«A mi hermana no la tenemos más, le den 5, 10 o 15 años. A mi hermana no la devuelve nadie», expresó Natalia.

Agregó que «la única justicia es la de Dios y el va a pagar por lo que hizo».

«Que pague, que se haga cargo de lo que hizo que hasta ahora no se hizo cargo. Esperamos justicia» sentenció.