Crimen de Martínez: La madre exigió «Justicia verdadera»

Nélida Martínez, madre de Alexander, pidió, “justicia verdadera”, además de solicitar la pena máxima para los principales sospechosos del crimen.

Los principales acusados, son Joaquín Munarriz Gianoni y Eliezar Tomás Cánova.

Alexander Martínez, fue encontrado muerto en un campo de Arroyo Algodón el 30 de mayo de 2020, propiedad de la familia Munarriz.

En dialogo con Villa María Vivo, Nélida, declaró que,No voy a poder estar bien nunca, ya que es una tortura la que vivo, porque me imagino en mi mente la muerte que le dieron a mi hijo. Porque ningún ser humano se merece terminar así».

Yo lo que reclamo es justicia verdadera, porque la sangre de mi hijo clama por justicia yo no entiendo como estos abogados pueden estar defendiendo a estos individuos, a estas hienas asesinas”, agregó.

La causa

Manuel Arguello, abogado de la familia Martinez, en declaraciones a nuestro medio indicó que Munarriz y Cánova, planearon el asesinato y destacó la labor de la fiscal en el caso.

En principio cuando nos acercamos al expediente notamos que el trabajo de la fiscal fue impecable. Nosotros venimos apuntalar esa acusación, buscamos la verdad real y que se encuentre una sentencia justa”, señaló.

La defensa de los acusados en su momento planteó la nulidad del proceso y en este sentido Arguello respondió: “Es un pedido por parte de los abogados defensores y eso no lo voy a cuestionar, pero entendemos que hay sobradas muestras que los imputados fueron los protagonistas del crimen”.

¿Hubo un pacto de silencio entre los imputados?

La querella además sostiene que tanto Cánova como Munarriz, podrían haber acordado un pacto de silencio para tapar el homicidio.

Sobre el cuerpo de Alexander uno advierte que recibió golpes en un estado de indefensión por la espalda y además tenía cortes con diferentes objetos”, detalló.

Luego añadió que, “De la investigación se desprende de la lectura de los expedientes que hubo premeditación, ya que Alexander se lo lleva a un sitio en donde se lo somete a la muerte”.

Además la actividad probatoria proviene de los celulares de los acusados y de los historiales de internet ya que buscaban por diferentes sitios de internet, ¿Cómo hacer para llevar adelante un crimen perfecto?, evidentemente esto ya venía pensado y un elemento que nos llama poderosamente la atención es que para esa fecha estaban buscando un símbolo para tatuarse tipo nórdico, vikingo, que simbolizará la lealtad, estamos hablando de un pacto de silencio”, explicó el asesor letrado.

Por último, Manuel Arguello, denunció que la defensa quiso desplazar a la fiscal Juliana Companys con argumentos difíciles de sostener, “intentaron sacar a la fiscal, en su investigación, diciendo que se había practicado una violación al debido proceso, cuando en realidad se hicieron bien las cosas”.