Fue al trabajo de su expareja y la amenazó con un arma de fuego

Dos días antes le había robado una mochila cuando la mujer iba por la calle.

El agresor fue detenido en barrio Belgrano (Foto: Policía de Córdoba).

Un día después de la condena por un intento de femicidio en un comercio céntrico de Villa María, otro hombre fue detenido tras ir al trabajo de su expareja, donde la amenazó con un arma de fuego.

El primer hecho mencionado tuvo como agresor a Cristian Oliva, quien este jueves fue condenado a 14 años de prisión por tentativa de femicidio de su expareja.

Había atacado a la mujer con un cuchillo en el local de ropa que ella atendía. La víctima dijo que recién la conclusión del juicio le permitirá rehacer su vida.

La misma violencia

El segundo hecho de violencia de género ocurrió este viernes 5 de marzo por la mañana en un local comercial de Villa Nueva.

Un joven de 20 se presentó y amenazó con un arma a su expareja, una mujer de 27 años, a la que dijo que iba a matar.

Finalmente fue atrapado en barrio Belgrano de Villa María, aunque no pudo recuperarse el arma de fuego supuestamente utilizada al momento de la intimidación.

Sobre este hombre detenido pesaba además una orden de restricción de acercamiento hacia la mujer.

Fue por eso que en la aprehensión quedó acusado de los delitos de “desobediencia a la autoridad” y “amenazas calificadas”.

La Policía informo que, siendo aproximadamente las 12:00 horas, personal de la Patrulla Preventiva detuvo al acusado en calles Sucre y avenida Larrabure, en barrio Belgrano.

Amenazó con un arma de fuego

Momentos antes, este hombre se había presentado en un local comercial de la ciudad de Villa Nueva, presentándose ante su ex pareja, una mujer de 27 años de edad.

Una vez frente a ella extrajo un arma de fuego y le profirió amenazas de muerte, informó la Policía.

Luego de eso el hombre escapó del lugar a bordo de una motocicleta, aparentemente acompañado de otra persona.

Tras la denuncia de lo ocurrido, la Policía montó un operativo cerrojo para dar con el agresor, hasta que finalmente se pudo proceder a su aprehensión.

Si bien el procedimiento, por el momento, no arrojó resultado en cuanto al secuestro del arma de fuego ni la identidad del acompañante, hubo otros avances.

Le robó una mochila

Lo que sí se hizo fue proceder al secuestro de una mochila con pertenencias de la damnificada.

Este elemento lo había sustraído dos días antes el mismo hombre, cuando la mujer caminaba por la vía pública.

En ambas situaciones el aprehendido violó el impedimento de contacto que debía mantener.

Esto es por una medida de restricción de acercamiento vigente ordenada oportunamente por el Juzgado.