Investigan a 3 jefes policiales por supuestos robos en depósito judicial

La Fiscalía de Instrucción de Villa María, a cargo de Juliana Companys, investiga una denuncia contra el Jefe Departamental San Martín, y dos comisarios de esta jurisdicción, por un supuesto hecho de robo de autopartes del depósito judicial.

La denuncia fue formulada por un efectivo de la Policía de la Provincia que se encontraba cumpliendo la función de encargado del depósito, informó el Ministerio Público Fiscal.

Según pudo conocer Villa María VIVO, habría dos presentaciones en los Tribunales locales que tendrían a uniformados de diferentes jerarquías como denunciados y, a la vez, como denunciantes.

Las primeras informaciones obtenidas sobre el caso permitieron conocer que habría, en primera instancia, una denuncia en contra de un oficial realizada por superiores.

Como contrapartida de esto, el uniformado denunciado se habría convertido luego en denunciante de los jefes que habrían hecho la primera presentación ante la Justicia en su contra.

Los detalles del caso por ahora son manejados con cierta reservar y se trata de determinar como fue la verdad de los hechos.

Partes faltantes

Fuentes del Ministerio Público Fiscal confirmaron a Villa María VIVO que se inició una investigación por supuesta sustracción de partes de vehículos, y que el avance de la pesquisa podría orientarse en sus pasos hacia personal de la Departamental San Martín.

El jefe de la Departamental San Martín fue señalado en el parte de prensa oficial del Ministerio como uno de los acusados.

Se trataría, en principio, de supuestos faltantes de partes de vehículos que deben permanecer bajo custodia policial por haber sido secuestrados en alguna circunstancia, como puede ser un procedimiento policial, de tránsito o un accidente.

Denuncias cruzadas

Según una primera versión que trascendió desde Tribunales, un oficial de la Policía local habría adquirido un automóvil, o partes del mismo, que se encontraba aparentemente en estado chatarra dentro del depósito judicial.

Esta situación habría derivado en una investigación interna en la Departamental por un supuesto ilícito, lo que habría llevado más tarde a realizar una presentación judicial.

En otro capítulo de le misma trama, el pasado viernes 23 de octubre, el oficial que había sido denunciado por sus superiores, también se habría presentado en la Unidad Judicial para hacer una contradenuncia, aparentemente acusando a sus superiores.

En estos momentos hay tres comisarios investigados, según se informó oficialmente. Lo que restaría dilucidar es cómo se dieron las circunstancias que llevaron a la investigación judicial y las presentaciones previas.

La situación también está siendo analizada por Ana Becerra, la máxima responsable del Tribunal de Conducta Policial de la provincia de Córdoba.