La Casita Inclusiva: reabren este sábado y buscan darle alimento a 150 familias

Martyna González es militante y activista trans. Durante la pandemia, inauguró su “casita inclusiva”, donde recibe a vecinos y vecinas para entregarles un plato de comida y donaciones.

Casita Inclusiva

La Casita Inclusiva no es sólo un comedor ni un merendero, sino que funciona como un espacio solidario en barrio La Calera.

Es sostenido por mujeres trans y mujeres que atravesaron violencia de género. “La olla solidaria la arrancamos el año pasado, en plena pandemia”, contó Martyna a Villa María VIVO.

Nunca imaginaron que iba a tener tanta repercusión, de 60 familias pasaron a recibir 150. Se trata de vecinos y vecinas de barrio La Calera, Felipe Botta y Las Playas.

“No solamente damos la comida sino alguna donación. El año pasado recibimos el aporte de negocios y comercios”, explicó.

Siguen este año

Desde el próximo sábado, volverá a funcionar la Casita Inclusiva en calle Arenales de barrio La Calera.

“Este año logramos poder juntar algunas donaciones para un par de fines de semana. Estamos bien organizados para arrancar este año de nuevo”, detalló.

Este año además brindarán talleres para ayudar a vecinos y vecinas con su economía familiar. “Necesitamos con urgencia una garrafa, el año pasado nos la prestaron y la necesitamos. Además, recibimos todo lo que sea para cocinar y darle las familias”, dijo.

Si tenés una garrafa o donaciones para que puedan cocinar, podes escribir al 3534 774958.