Cositorto se queja de la cárcel: «Matamos 10 cucarachas por día»

El líder de Generación Zoe habló con una radio y dijo que la fiscal Companys hizo "una campaña política" en su contra.

El líder de Generación Zoe, Leonardo Cositorto, se queja de cómo está en la cárcel de Bouwer, donde permanece detenido acusado de estafa y asociación ilícita.

Dijo que la comida es de muy mal calidad y que las condiciones de higiene son pésimas: «Matamos 10 cucarachas por día», graficó.

Además, en declaraciones a CNN Radio Rosario, dijo que la fiscal Juliana Companys hizo «campaña política» con su detención, habló de “corrupción en Córdoba”.

También reafirmó su inocencia y apuntó contra la Justicia.

El hombre está imputado en la causa que lleva adelante la fiscal de Villa María, Juliana Companys.

Fue detenido en República Dominicana y trasladado hacia Córdoba.

El 25 de abril prestó declaración indagatoria en los Tribunales de Villa María, en una jornada que tuvo amplia repercusión mediática.

VER ► Así salió Leonardo Cositorto de Tribunales de Villa María

Cositorto y su queja desde la cárcel

En la entrevista radial, Cositorto sostuvo que es empresario desde los 21 años y que Zoe llevaba cinco años en distintos países, llegando a Argentina en 2019.

“Veníamos cumpliéndole a la gente los pagos de manera perfecta”, dijo.

Y agregó que fue en septiembre pasado cuando recibió una amenaza.

“En octubre me empiezan a sacar por televisión, radios, medios, todos en contra y nos empiezan a difamar”, expresó.

Aceptó, de todos modos, que “hubo atraso de cuotas, obviamente, porque a cualquier banco lo quebrás”, excusando que en los bancos no le daban el dinero que tenía y quería retirar.

«Me hicieron una muerte civil»

Cositorto dijo que Generación Zoe “fue descabezada de Villa María, en un abuso de poder y extorsión, incluso con mucha gente”.

“Me hicieron una muerte civil, me destrozaron en la televisión, se burlaron de todo y estamos dispuestos a avanzar hasta las últimas consecuencias”, dijo.

En la causa que se investiga en los tribunales de Villa María hay más de 20 imputados, entre ellos la familia Álvarez, referentes de Zoe en Villa María hasta que se cerró la sede.

Entre los Alvarez y Cositorto, se culpan sobe las ireregularidades que se investigan sobre lo ocurrido con esa organización en la ciudad y zona.

Durante la entrevista, Cositorto también denunció el estado de la cárcel de Bouwer.

“No hay nada que no sea vergonzoso acá, desde la comida hasta los insecticidas para cucarachas, que matamos 10 por día en cada celda”, señaló.

“No busco impunidad de los presos, pero lo que quiero es que no dejen preso a la gente que es totalmente inocente”, dijo.

Y agregó que “Córdoba es el epicecntro de la corrupción, la extorsión y la manipulación”.

El líder de Zoe también comentó que su abogado, Miguel Angel Pierri, por su situación procesal “se presenta a la Justicia y pide una libertad bajo fianza; pero no la contestaron porque la burocracia que hay en este país es lamentable”.