Entre asambleas y paro: Trabajadores reclaman aumento salarial

Trabajadores de la salud reclaman aumento salarial.

Trabajadores de la salud, están realizando una medida de fuerza durante los días 28, 29, y 30 de junio y a partir del jueves 1 de julio habrá paro de actividades.

Desde las cámaras que nuclean a las empresas de salud informaron que no van a negociar un aumento salarial.

Por este motivo, desde los gremios que representan a los trabajadores, informaron un plan de lucha a partir del lunes 28 de junio y hasta el viernes 2 de julio.

Dicha medida de fuerza consta de tres días de asambleas y a partir del jueves un paro de actividades.

Desde las entidades gremiales ratificaron que debido a la pandemia los trabajadores no tuvieron vacaciones y tampoco licencias.

Mario Molina, vocal de ATSA Córdoba (Asociación de Trabajadores de la Sanidad Argentina), en declaraciones a Villa María VIVO, manifestó:

“Esta semana entramos en medida de fuerza, debido a la negativa de los empresarios para negociar la paritaria 2021, nuestro sector ha sido uno de los más perjudicados y que más trabajó durante esta pandemia”.

“Estamos pidiendo –añadió- un 45 por ciento aumento salarial y los empresarios aducen que no tiene dinero para pagar los salarios”.

“La medida de fuerza es a partir del lunes, martes y miércoles, se realizan asambleas en los lugares de trabajo. Mientras que el jueves y viernes paro con una movilización de los cuerpos orgánicos en la ciudad de Córdoba”, concluyó.

Trabajadores de la salud ya habían pedido licencias

El pasado 29 de abril, la Asociación de Trabajadores de la Salud (ATSA), realizó inspecciones en tres clínicas privadas de la ciudad y en el Hospital Regional Pasteur.

En cuanto al centro de salud público el objetivo de la visita tenía que ver con observar si las medidas de protección para evitar contagios en el personal se encontraban en buen estado.

También si contaban con los insumos correspondientes.

Mientras que en las clínicas privadas, la inspección tenía como objetivo dialogar sobre deudas de las empresas para con los trabajadores.

Mario Molina, vocal y miembro de  ATSA FILIAL CÓRDOBA, en declaraciones a la prensa manifestó:

“Estuvimos en la ciudad de Villa María haciendo inspecciones de tres clínicas, en tres geriátricos y en el Hospital Regional Pasteur”.

“Se corroboró una deuda de la clínica de Especialidades de 16.000 pesos por trabajadores que serían del aguinaldo 2020, a través del Ministerio de Trabajo se los intimó y se fijó una audiencia para el día 4”, informó.

“Por su parte la clínica Marañón conociendo de que el gremio iba a realizar este recorrido, el viernes pasado pago una deuda que tenía con sus trabajadores, pero aun así fijamos una audiencia para corroborar que el pago de salarios sea de manera regular”, agregó.

“La clínica de La Cañada, -añadió- existen denuncias por parte de los trabajadores que aseguran que este nosocomio adeuda sumas no remunerativas que se dieron el año pasado, que la empresa no las abono y no las quiere reconocer».

«También se habla de maltrato laboral”, declaró el dirigente.

“En cuanto a los geriátricos, por una cuestión de seguridad no pudimos ingresar a los establecimientos para corroborar algunas supuestas irregularidades”, amplió.

Inspección en el Pasteur

También se realizó una visita al Hospital Regional Pasteur por parte del gremio para verificar si las condiciones sanitarias se encuentran optimas.

Además, solicitaron licencias para el personal de salud que se encuentra agotado, ya que hace un año y medio se encuentran batallando contra el Coronavirus.

Molina explicó cuáles son las supuestas irregularidades dentro del Pasteur:

“Tuvimos una reunión con el doctor Arroyo, donde se trató la vacunación del personal de salud y sobre las condiciones laborales, días de franco adeudados y se le solicitó que se le otorgue licencia a los trabajadores ya que están agotados”, conclusión.