Fábrica de Pólvoras: 17 nuevas reincorporaciones en Villa María

En lo que va del año suman 34 nuevas reincorporaciones a la Fábrica de Pólvoras de Villa María, con las 17 que se practicaron este jueves para sumar personal al área de sanidad.

Desde la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) de Villa María, destacaron el trabajo realizado en este sentido para lograr el regreso, bajo modalidades de cooperativa y contrato, de personas que habían sido despedidas años atrás.

«Logramos, a través de la Cooperativa 24 de Septiembre, una herramienta que en su momento fuimos capaces desde nuestra organización, ATE Villa María, conseguir en conjunto con Mónica Lazos y Martín Gill, en un primer momento, para brindar servicios al municipio, que se siguen llevando adelante», destacó Fernando Mercado, secretario general del gremio en la seccional local.

Señaló además que los niveles de producción que se están alcanzando actualmente estarían por encima de los de 2015, según estimó.

Sobre las reincorporaciones, contó que «se logró que ingresaran, primero, 17 compañeros a la Fábrica, a través de la Cooperativa, y esos compañeros, a partir del 1 de junio, recuperaron totalmente su dignidad y pasaron a ser trabajadores de la fábrica a través de un contrato directo».

Ahora se llamó a otros 16 hombres y una mujer para trabajar en sanidad, que van a ingresar a través de la cooperativa, explicó.

«Seguramente será trabajo y tarea nuestra que a medida que llegue nuevamente septiembre, y se necesiten más compañeros. Para llevar adelante el desmalezado de todo el predio ingresará otra tanda. Estos compañeros también pasarán a contrato directo, como lo han hecho los anteriores», describió Mercado.

«Estos 17 nuevos compañeros van a recuperar su dignidad para poder volver a su fuente de trabajo, y ahí empieza nuevamente una tarea, que fue la que comenzó semanas atrás para lograr que estos compañeros pasen a contrato y seguir así hasta que el último compañero despedido que por supuesto, por decisión propia, decida volver a la fábrica, lo pueda hacer», ahondó el dirigente de Villa María.

«Una vez más -agregó-, demostramos desde ATE que el gremio siempre está, no abandona, y que la única pelea que se pierde es la que se abandona».