Las erróneas declaraciones de Sergio Massa y el anteproyecto de código penal

Por Víctor Luis Barbero (*)

Después de haber transitado durante más de treinta años como abogado los pasillos de los tribunales penales y cerca de treinta y cinco como perito calígrafo, y habiendo pasado como profesor universitarios de Derecho Penal I (Parte General) en la Facultad de Derecho de la Universidad nacional de Córdoba, y estado preso en la época de la última dictadura militar, llevando actualmente cerca de tres años y medio de prisión sin sentencia firma –por lo que soy inocente- pese a existir un dictamen de la Procuración General de la Nación de fecha 23 de septiembre de 2013 peticionando a la CSSN ordene mi libertad; prisión sufrida por el sólo hecho de ejercer mi derecho constitucional de libertad de expresión; las erróneas declaraciones que lleva a cabo el diputado del Frente Renovador , abogado Sergio Massa, dan miedo, no sólo para los que estamos de este lado del muro y las rejas sino también para la ciudadanía toda, que está del otro lado del muro.

 

El diputado nacional Sergio Massa, confunde derecho Penal con derecho Procesal Penal, el primero es legislación de fondo que rige en todo el territorio de la Nación y quien dicta el Código Penal es el Congreso de la Nación (artículo 75 inciso 12 C.N) y el Derecho Procesal Penal es una legislación de forma, de rito, una facultad no delegada al gobierno Federal (artículo 126 C.N) de ahí que cada provincia tenga su propia constitución asegurando su propia administración de justicia (artículo 5 C.N); por lo que temas como excarcelación, prisión preventiva, aplicación de penas, situación de sobreproblación y hasta hacinamiento que padecemos los privados de libertad entre otras graves falencias que contradicen reglas constitucionales, tratados internacionales y de derechos humanos son competencia del derecho Proceso Penal (legislación de forma) y no al derecho Penal (legislación de fondo); por lo que lo primero que tienen que hacer el diputado nacional Sergio Massa es aprender y estudiar la Constitución Nacional.

 

Y que hablar de la confusión que tiene el legislador de un anteproyecto de ley y un proyecto de ley. Un anteproyecto de ley es una idea-fuerza, y un proyecto de ley es una propuesta en concreto que puede tener principio en cualquiera de las Cámaras del Congreso (artículo 77 C.N) para que sea debatido, siguiendo el trámite correspondiente hasta que sea promulgado o vetado por el Poder Ejecutivo Nacional (artículo 83 C.N), para finalizar con su publicación, por lo que está claro que hoy el diputado Sergio Massa está luchando contra los molinos de viento porque desconoce el anteproyecto, una lucha estéril ya que el anteproyecto no ingresó al Congreso como proyecto y el Poder Ejecutivo puede modificar el anteproyecto encargado a la comisión redactora, consecuentemente no sabe a qué se está oponiendo, toda su verborragia es prematura, tiene que esperar que ingrese el proyecto al congreso de la nación y recién ahí opinar.

 

Dentro del abanico de innumerables errores que comete el diputado Sergio Massa, nada dice que la prisión perpetua no se aplicó nunca en la Nación, y que actualmente con el endurecimiento de las penas impulsado por el ingeniero trucho Juan Carlos Blumberg –quien se hacía llamar ingeniero cuando sólo tenía un título de la escuela secundaria como técnico mecánico- los delitos contra la propiedad tienen mayor escala penal que los delitos contra la vida y más aún la errónea crítica a la disminución de la escala penal del delito de abigeato (robo de ganado) la realidad demuele el erróneo discurso del diputado. ¿Cuántas causas de abigeato se están investigando en el país? Indudablemente muy pocas, siendo ello así, ¿Para qué sirve una política de estado que persiga el abigeato tan severamente cuando prácticamente no existen esos hechos en el país?.
Tampoco se puede dejar de lado la errónea opinión del ex vicepresidente de la Nación y actual diputado de la UCR ingeniero agrónomo Julio Cobos de la oposición al anteproyecto de reforma de Código Penal en base a una consulta popular, un mecanismo que es inconstitucional “nos eran objeto de iniciativa popular los proyectos referidos a:…material penal” (artículo 39 C.N), cayendo de maduro las palabras del Dr. Raúl Eugenio Zaffaroni “que agarren los libros que no muerden”; frase a la que humildemente le agrego: “ no sólo que no muerden sino que ayudan.

 

No cabe la menor duda que con legisladores como Sergio Massa y Julio Cobos se nos hace muy difícil al pueblo de la Nación Argentina poder cruzar la cordillera, perdiéndose su oportunismo político en los meandros de discusiones estériles, que sólo llevan a confundir al ciudadano, vaya uno a saber si por ignorantes o con otra finalidad.

 

El grave desconocimiento constitucional demostrado por los legisladores Sergio Massa y Julio Cobos llevan a la conclusión que lo primero que tienen que hacer es aprender y aprehender la Constitución Nacional para luego opinar, ya que si en vez de utilizar su tiempo –por el cual le pagamos- en los medios de comunicación se hubieran dedicado a “agarrar los libros que no muerden sino que ayudan” hoy nos sentiríamos más seguros como ciudadanos porque así lo demanda la sociedad.

 

(*) Abogado, preso en la cárcel de Villa María.