Llegó la Policía y siguieron la fiesta en otra casa

Cuatro mujeres y seis hombres fueron imputados por reincidir con una reunión social que había sido disuelta por la Policía, pero que volvieron a armar en otra casa.

Los policías no podían cree que, al llegar a la segunda casa, se encontraron con que quienes estaban en la fiesta eran los mismos jóvenes de la vivienda anterior. Todos quedaron imputados.

Esto ocurrió en Villa Nueva, en horas del mediodía del sábado, a partir de llamados que se recibieron en la sede policial sobre una reunión social no autorizada en un domicilio de calle Marcos Juárez al 1500.

Cuando los policías llegaron al lugar se encontraron con que había varios jóvenes reunidos.

Primera imputación

Siguiendo las directivas de la fiscalía de turno, se procedió a imputar a quien se consideró la organizadora del evento, una mujer de 20 años de edad, por infracción al artículo 205 del Código Penal.

El resto de las personas fueron solamente identificadas y se les pidió que se retiraran del lugar.

Insistentes

Pero no todo terminó allí. Posteriormente, y a raíz de un nuevo llamado telefónico, personal policial se constituyó en otro domicilio de calles Mar del Plata y Villa Gessel, donde según denunciaban vecinos, tenía lugar otra reunión social.

Lo llamativo fue que los mismos policías se dieron cuenta que entre los asistentes había varios que eran las mismas personas que se encontraban en la reunión anterior.

Fue así que la fiscalía de instrucción de turno decidió esta vez proceder a la imputación de todos los jóvenes, por el mismo artículo 205.

Según se informó, quienes quedaron imputados fueron tres mujeres de 19, 21 y 23 años, y cinco hombres, de 18, 20 y tres de 21 años de edad.