El Ángel local en los incendios serranos

Es paramédico, vive en Villa María, pero se conmovió con la realidad de Las Tapias mucho antes de los incendios. Ahora volvió para asistir al poblado que lo alberga.

Es paramédico, desde hace cuatro años vive en Villa María, pero se conmovió con la realidad de Las Tapias mucho antes de los incendios serranos. Ahora volvió para asistir al poblado que lo albergaba y lo necesitaba.

 

Ángel Aguirre es un joven nacido en Mendoza, pero desde hace cuatro años vive en Villa María.

De profesión paramédico matriculado, se desempeña en el servicio municipal del 107 y justamente por su trabajo tomó contacto con la humilde realidad de Las Tapias mucho antes de los incendios serranos.

En una entrevista con Villa María Vivo cuenta su experiencia asistiendo a sus compañeros de cuartel, el sufrimiento de los lugareños y cómo podemos ayudar.

«El 1° de octubre salí de trabajar y me subí a mi moto. Desde Villa María hice 320 kilómetros a Las Tapias, que está entre Villa Las Rosas y Villa Dolores.

Durante el viaje le iba pidiendo a la moto que no me abandone, porque iba muy cargado y tuve que pasar las Altas Cumbres. Recibí muchos mensajes alentadores en el camino».

Desde su llegada esa misma tarde se puso a trabajar junto a los miembros del cuartel del poblado, al que él pertenece.

«Como cuerpo activo ver cómo el fuego llega a las casas, la cara de los lugareños, el fuego trata de quebrarte todo el tiempo, tratamos de detenerlo, pero muchas veces ya sabemos cuáles van a ser los resultados.

Y las zonas más afectadas ahora son muy humildes, son gente que cría animales para poder sustentarse día a día y perdieron todo en un ratito. Ver los animales muertos cuando vas terminando la jornada, las casas quemadas, es terrible».

Ahora regresó pero sabe que están pidiendo nuevamente refuerzos, así que planifica pedir horas en su trabajo para poder ir.

El Ángel de Las Tapias

Además, de prestar colaboración como paramédico y bombero, Ángel alcanzó donaciones en este viaje.

«Llevé al cuartel dos cajas de barbijos quirúrgicos, dos cajas de barbijos N95, un pack de alcohol y uno de guantes.

Y ahora el próximo viaje que voy a hacer, llevaré alimentos no perecederos y lo que sobre lo llevaremos a otros cuarteles que también necesiten», agregó.

Además, aclaró que «la manera de colaborar desde Villa María es reconocer a los bomberos en todo momento, no sólo en temporada de incendio.

A mi me encantaría que vayan a conocer nuestro cuartel, el Regional N°11 Las Tapias. No tenemos piso, recién ahora tenemos un espacio propio, haciendo un baño.

Todo lo que puedan ayudarnos, es mucho, por más que piensen que es poco».

Los interesados en alcanzar colaboraciones, pueden contactar a Ángel a su número personal al 291-5385251.