Segunda ola: autoridades llaman a «prepararse para lo que viene»

Hubo una reunión entre los municipios de Villa María y Villa Nueva, el hospital y fuerzas de seguridad.

«Prepararse para lo que viene» fue la síntesis de la reunión que mantuvieron este sábado los municipios de Villa María y Villa Nueva con el sector sanitario, la Policía y el Poder Judicial.

El encuentro tuvo lugar en el Centro Cultural Comunitario Leonardo Favio y para analizar la situación del conglomerado ante la pandemia.

Por ahora, no se anunciaron medidas restrictivas.

Pablo Rosso explicó que los dos municipios compartieron con sectores de fuerzas de seguridad el escenario que ven con los responsables médicos de la ciudad, además de una visión regional aportada desde el Hospital Pasteur.

“Vemos cómo se comportó la curva de casos en los últimos días. Todos los números e indicadores nos condiciona y nos prepara para vivir algo similar a la primera ola de setiembre y octubre del año pasado”, dijo el intendente a cargo.

Señaló que “ese proceso podría volver en las próximas semanas” y el objetivo es “prepararse para lo que viene».

Por eso, señaló, “la intención es compartir datos, decisiones e indicaciones con el objetivo de proteger la salud de nuestras vecinas y vecinos”.

“Hace más de un año que transitamos la pandemia, pero todavía hay cosas por aprender”, advirtió.

Señaló que se continuará con la intensificación de testeos para detectar la enfermedad en forma temprana.

Destacó que la ciudad “está funcionando a más del 95%” y manifestó su compromiso a sostener la actividad de esa manera, al menos por ahora.

Por su parte, Sergio Arroyo, director del Hospital Pasteur, dijo que estas reuniones son motivadas por la preocupación de cara al futuro por el número de casos y “el mecanismo de contagios es por la falta de apego a las normas de prevención”.

Señaló que hay un descenso en el promedio de edad de los pacientes que llegan al hospital con Covid, pero también ven que arriban en un estado más avanzado de la enfermedad.

“No sabemos cómo nos puede llegar a afectar las nuevas variantes de sepas, que con más contagiosas”, alertó.

Aseguró que en Villa María “estamos padeciendo el inicio del segundo brote por el aumento de casos que hay actualmente”.

Afirmó que se está trabajando en conjunto para evitar que la población de riesgo se enferme y, en todo caso, poder darle respuesta en tiempo y forma desde el sistema sanitario.

Por último, Pedro Trecco, secretario de Salud del Municipio, marcó que hasta el mes de marzo se registró un 70% de casos en comparación con el total de los casos de 2020.

“Para lo que viene -dijo- necesitamos trabajar en equipo ampliado, todos juntos, para superar esta dificultada en conjunto. Las pandemias se combaten entre todos”.

Marcó también que “el trabajo del sistema de salud está hecho”, porque se triplicaron las camas, pero que ahora “depende de los ciudadanos que podamos superarlo”.

Reuniones previas de alerta

Previamente a este encuentro, tanto en el Municipio de Villa María como en el Hospital Pasteur se habían realizado reuniones en el marco de la alerta generada por la situación.

Son permanentes las reuniones sociales sin control, con multitudinarias fiestas clandestinas, y también se nota un incremento de casos de coronavirus de manera sostenida en los últimos días.

También hay que tener en cuenta el gran movimiento turístico que se dio este fin Semana Santa en la provincia de Córdoba, con alto niveles de reserva hotelera en todos los valles provinciales.

Esto hace pensar, como en ocasiones anteriores, que puede incrementarse la cantidad de casos en los próximos días entre vecinos de la ciudad.

Rosso, por sostener la actividad

El intendente interino Pablo Rosso habló luego de la reunión de gabinete ampliado que se hizo en la terraza del Palacio Municipal.

Allí dijo que “la curva es de ascenso, no sabemos si es la llegada de la segunda ola, pero estamos ante un escenario de suba de casos”.

Tras esto, precisó: “Tenemos el compromiso de sostener el movimiento económico del comercio, la industria, los servicios”.

A eso le sumó la presencialidad escolar como un elemento a preservar, aún en este contexto adverso.

Sin embargo, había adelantado: “Empezamos a trabajar entre todos para anticiparnos a lo que puede ser una gran llegada de casos”.

Evitar que se sature el sistema

En este mismo sentido, referentes de salud municipal, provincial y clínicas privadas se reunieron en el Hospital Pasteur.

Allí analizaron el cuadro de situación por el aumento de casos y cómo podría impactar en el el sistema sanitario.

Si bien el nivel de ocupación de camas destinadas a pacientes con Covid es bajo actualmente en Villa María, consideran prudente tomar medidas ante una posible segunda ola inminente.